¡Nosotros Mismos Estamos Matando Nuestros Riñones! 10 Hábitos que Debes Cambiar.

La mayoría de nosotros estamos familiarizados con estos hábitos, pero ni siquiera pensamos en el daño que nos causamos con ellos. Pero lo más difícil resulta acabar de una vez con ellos, con el fin de proteger los riñones y a nosotros mismos de las enfermedades.

Después de todo, como se suele decir: «El cuerpo está sano sólo si sus riñones están sanos».

Maneras de Como Matar Nuestros Riñones

1- El alcohol y el tabaco

Desde hace mucho tiempo se ha demostrado que el tabaquismo y el consumo de alcohol afecta negativamente a la salud. Los malos hábitos empeoran la función renal, ya que esta no puede hacer frente al gran volumen de sustancias tóxicas que pasa por el cuerpo.

Es sólo en las películas se ve refinado beber alcohol, sumergido entre humo de tabaco, pero en la vida real, es una muerte lenta en plena vida. Piensa en ello en el momento de abrir la siguiente caja de cigarrillos o una botella de cerveza…

2-La falta de sueño

Es precisamente de noche cuando se revitaliza el tejido renal. Si constantemente te quedas con falta de sueño, este proceso no se realiza por completo, lo que luego puede conducir a un mal funcionamiento del órgano. Olvídate de la frase ridícula: «El sueño es para los débiles!»

3-Grandes cantidades de cafeína

Es por eso no logras dormir… La cafeína, contenida en el café y muchos refrescos, consumida en grandes cantidades es perjudicial para todo el cuerpo y los riñones, en particular. Tiene fuertes propiedades diuréticas, deshidrata el cuerpo y hace que los riñones trabajen en exceso, creando una carga adicional para ellos.

4-Forma pasiva de la vida

A menudo, especialmente cuando el trabajo es sedentario, surge el estancamiento del riñón. Para restaurar la circulación sanguínea adecuada, cada hora, haz un poco de ejercicios de calentamiento. El ejercicio regular previene la aparición de cálculos renales.

5-La falta de vitamina B6

Para que el riñón funcione perfectamente bien, se debe consumir diariamente más o menos 1,3 ml de vitamina B6. Se encuentra en aves de corral, pescado, patatas y muchas frutas, excepto los cítricos.

6-Retraso en el vaciado de la vejiga

La retención permanente de orina en la vejiga puede conducir a insuficiencia renal y la incontinencia. ¡Así que recuerde la regla: «Tan pronto como… tan pronto…»!

7-El exceso de contenido de sodio

La principal fuente de sodio para una persona es la sal de mesa. Pero si estás abusando de este complemento, tus riñones, el principal regulador del metabolismo agua-sal del cuerpo, no pueden hacer frente a su función, como se debe. La norma diaria de sal para un adulto es entre 5-6 gramos. La recomendación es echar menos sal a los alimentos. Te acostumbrarás rápidamente a ello y sentirás mejor su sabor.

8-Dietas imprudentes

Dietas que queman la grasa del cuerpo, en realidad, dejan «al desnudo» a los riñones, privándolos de la protección. Como resultado, se recibe un doble impacto: por un lado, la sangre es filtrada con el balance alterado, y por el otro – el cuerpo ni siquiera obtiene los nutrientes necesarios.

9-El exceso de proteínas

La proteína no es capaz de acumularse en el cuerpo, como las grasas. Por lo tanto, proteínas consumidas en exceso y sus productos de descomposición también aumentan la carga sobre los riñones. Y si estos no logran hacer frente a su función de extraccion y limpieza, pueden formarse piedras.

-El consumo insuficiente de agua

Para el buen funcionamiento de los riñones, así como el de todos los órganos, es importante y necesario beber suficiente cantidad de agua. ¡El agua, literalmente, va desprendiendo toda las impurezas y desechos del cuerpo!

¡Tu salud renal está en tus manos! Deshazte de estos malos hábitos, y te sentirás mucho mejor

Loading...
×
Te Gusta la Medicina Natural
Danos un ME GUSTA Para Seguir Recibiendo mas Notas Como Esta
Gracias Ya Lo Hice
×
Fue de tu Interes?
Compartelo con tus Amigos
Gracias ya lo Hice